Alberto Carlos Rigo El viaje de la diálisis

1 de cada 10 personas en España y en todo el mundo padecen algún tipo de enfermedad renal crónica. Gracias a la diálisis y al trasplante de riñón cerca de 2 millones consiguen sobrevivir y llevar una vida de calidad. Alberto Carlos Rigo es paciente del centro de atención renal de B. Braun Avitum en Madrid. Su historia habla del poder de la imaginación, de la confianza y del optimismo como la mejor medicina para superar ésta y cualquier otra adversidad.

El periplo de Alberto comenzó hace 15 años. Se sentía muy cansado, con dificultades para respirar. Siempre había tenido energía de sobra, no solo para hacer frente a los retos de su trabajo, sino también para recorrerse medio mundo viajando (su gran pasión). No obstante, de un día para otro caminar unos pocos pasos se había convertido en una hazaña. Su riñón le estaba fallando. Sin él saberlo, la enfermedad renal crónica comenzaba a hacer mella en su salud.

“La llaman la enfermedad silenciosa”,

cuenta Alberto, ya que los síntomas se manifiestan de forma muy sutil; puedes no relacionarlos con ningún trastorno. Acudió a su médico de cabecera, quien tras el diagnóstico decidió ingresarle de inmediato en el hospital.  Su vida dio un vuelco, y también sus prioridades: “Antes siempre me lo tomaba todo muy en serio; corría a todas horas de aquí para allá”, recuerda. Ahora, asegura, su carácter se ha aplacado. Pero no su espíritu aventurero.

Gracias a la diálisis y al cuidado del equipo sanitario de B. Braun Avitum en Madrid ha recuperado su vigor e ilusión. En su “mochila” de trotamundos lleva los recuerdos, amistades y anécdotas de los cerca de 50 países que ha visitado, y su sueño es seguir explorando nuevos territorios, otras culturas junto con su compañera de viaje: Mirta, su esposa.

Mirta, sus dos hijos y su nieta (que nació en medio del trajín de su diagnóstico y del cambio radical que le supuso hacerse a la idea de la enfermedad) son su brújula, el principal apoyo para recorrer el camino de vuelta hacia la salud y el equilibrio.

Alberto y Celia Carballal, la enfermera del centro de diálisis de Madrid.

En España más de 60.000 personas (la mayoría hombres) sufren la enfermedad renal crónica. La incidencia incrementa de forma progresiva al pasar los 65 años, por lo que éste es un trastorno con un enorme alcance en nuestra sociedad a raíz del envejecimiento de la población.

Alberto es uno de los 70 pacientes que acuden 3 veces por semana (una media de 4 horas al día) al centro de atención renal de Madrid para seguir el tratamiento de diálisis. Más allá de la atención médica, estas personas reciben del personal sanitario grandes dosis de cariño, muchos momentos de complicidad y el alivio de la empatía. Son valores también “silenciosos”, no tangibles, que sin duda ejercen una enorme influencia en el paciente y en su capacidad para enfrentarse a los desafíos (a veces titánicos) que la enfermedad les plantea tanto a ellos como a sus familias.

Descubre más testimonios de pacientes:

Lucío Novillo

Antonio López

 

 

 

»